La lámpara maravillosa 11.38 – 2011 DECADA SIN NOMBRE.

Anoche, cambiaste de década iluminado por millones de estrellas, que colmaron tu soledad.

Un camino se abre ante ti, dibujado por árboles de hoja caduca que han dejado de brotar raices para comenzar a dar fruto.

Tras tropezar en miles de piedras en el paseo, debes estar alegre, pues aún guardas la capacidad de salir airoso de la caida, y comenzar a caminar de nuevo, ya no piensas en caer, si no en la hora de levantarte, cuando lo recuerdas aún te emocionas.
Lloras de emoción por encontrar palabras amigas que describen tu paseo, no seques las lágrimas de tu mejilla ya que es la fuente que te recordará el lecho de tu río.
Ocurre a diario, en nuestra casa, este pequeño globo que gira, hay un momento en que unos ojos ven la estrella que nos da paz, su brillo pasa a tus ojos, y entonces tu iluminas, es un brillo que te eriza la piel e ilumina el rostro, pero se guarda en el alma.
Gira da vueltas en tu eje, conoce lo desconocido, pues no es locura sino sentimiento. 
Bienvenido a la década de   los años sin nombre en el pasado siglo, esperemos encontrarlo en este.

Ayer no sonaron las campanas en Gerona.

Amo tanto la vida.

Gracias E. (protagonizo.blogspot.comy  Miguel (ocurreadiario.blogspot.compor este momento.

Este momento efímero de nuestra vida contiene todo el pasado y todo el porvenir. Somos la eternidad, pero los sentidos nos dan una falsa ilusión de nosotros mismos y de las cosas del mundo. Velos de sombra, fuentes de error más que de conocimiento, nuestros sentidos sacan el hoy del ayer, y crean la vana ilusión de todo el saber cronológico, que nos impide el goce y la visión infinita de Dios.. El poeta, como el místico, ha de tener percepciones más allá del límite que marcan los sentidos, para entrever en la ficción del momento, y en el aparente rodar de las horas, la responsabilidad eterna. Acaso el don profético no sea la visión de lo venidero, sino una más perfecta visión que del momento fugaz de nuestra vida consigue el alma quebrantando sus lazos con la carne. Este soplo de inspiración muestra la eternidad del momento y desvela el enigma de las vidas. El inspirado ha de sentir las comunicaciones del mundo invisible, para comprender el gesto en que todas las cosas se inmovilizan como en un éxtasis, y en el cual late el recuerdo de lo que fueron y el embrión de lo que han de ser. Busquemos la alusión misteriosa y sutil, que nos estremece como un soplo y nos deja entrever, más allá del pensamiento humano, un oculto sentido. En cada día, en cada hora, en el más ligero momento, se perpetúa una alusión eterna. Hagamos de toda nuestra vida a modo de una estrofa, donde el ritmo interior despierta las sensaciones indefinibles aniquilando el significado ideológico de las palabras.
Era yo estudiante, y un día, contemplando el juego de algunos niños que danzaban como los silvanos en los frisos antiguos, peregrinó mi corazón hacia la infancia y tornó revestido de una gracia nueva. Al caminar bajo la sombra sagrada de los recuerdos, no experimenté la sensación de volver a vivir en los años lejanos, sino algo más inefable, pues comprendía que nada de mi psiquis era abolido. Hasta entonces nunca había descubierto aquella intuición de eternidad que se mostraba de pronto al evocar la infancia y darle actualidad en otro círculo del Tiempo. Toda la vida pasada era como el verso lejano que revive su evocación musical al encontrar otro verso que le guarda consonancia, y sin perder el primer significado, entra a completar un significado más profundo. ¡Aun en el juego bizantino de las rimas se cumplen las leyes del Universo! Con los ojos vueltos al pasado, yo lograba romper el enigma del Tiempo. Encarnados en imágenes, veía yuxtaponerse los instantes, desgranarse los hechos de mi vida y volver uno por uno. Percibía cada momento en sí mismo como actual, sin olvidar la suma. Vivía intensamente la hora anterior y a la par conocía la venidera, estaba ya morando dentro de su círculo. A lo largo de los caminos por donde una vez había pasado, se hacía tangible el rastro de mi imagen viva. ¡Era el fantasma, la sombra eterna que sólo los ojos del iniciado pueden ver, y que yo vi en aquella ocasión terrible siendo estudiante en Santiago de Compostela! ¡Desde aquel día, cuántos años se pasaron mirando atrás con el afán y el miedo de volver a ver mi sombra inmóvil sobre el camino andado! ¡Cuántos años hasta hoy, en que el alma sabe desprenderse de la carne y contemplar las imágenes lejanas, eternas en la luz lejana de una estrella!
VII
Cuando mires tu imagen en el espejo mágico, evoca tu sombra de niño. Quien sabe del pasado, sabe del porvenir. Si tiendes el arco, cerrarás el círculo que en ciencia astrológica se llama el anillo de Giges.
(Ramón del Valle-Inclán. La lámpara maravillosa. Colección Austral. Espasa-Calpe. Madrid. 2002).
Anuncios

El despertar de la era de la información.

antena - Banco de imágenes.

antena – Banco de imágenes.

El año 2000 sirvió de punto de inflexión entre la era industrial y la era de la información, ¿estamos preparados para el cambio diez años después?
Algunos ya han despertado, aunque el despertador general aún no ha sonado.
Son esos primeros autodidactas los que nos servirán como guías cuando la inercia de sus resultados nos empuje hacia esa nueva era llamada de la información, también llamada era de la verdad subjetiva.

La verdad subjetiva

La información se está convirtiendo en un torbellino de contenidos generados democraticamente por cualquier emisor, ya nadie es dueño de ella, se ha democratizado.

Hasta que este siglo comenzó, era muy común buscar información a través de libros o publicaciones oficiales, y si alguien se salia del esquema del contenido que allí se reflejaba, se oía esa voz que retumbaba por doquier ESO ES MENTIRA.

Nada es mentira, nada es verdad

Si alguien tiene un pensamiento,¿ es correcto que se le contradiga afirmando que es mentira?, si esa persona lo cree, para él es verdad, con lo que no es apropiado utilizar ese calificativo.

La era industrial

Venimos de una época en la que todo se producía en cadena, el trabajo se mecanizaba pudiendo trabajar en cualquier campo, cualificado o no, sin tener que utilizar desarrolladores mentales, todo tendía a la mecanización, hoy, a finales de 2010, aún quedan muchos oficios y empresas que apuestan por estos procesos del pasado.
La información en la era industrial también era en cadena, pasaba de unos a otros, con una jerarquía estipulada.

La era de la verdad subjetiva

Hoy en día, la información es global, no entiende de cadenas, y está ahí para quien quiera hacer uso de ella.
Los trabajos del futuro están aún gestándose, pero fruto de esa fuente inagotable de información, los trabajos comenzarán a cambiar, los trabajos mecanizados dejaran de existir, por que la información llegará tan en bruto, que deberemos saber filtrarla para generar resultados remunerados.
Posiblemente encontremos en estas líneas los motivos de la escasez laboral en la actualidad.

Consumismo

Si bien, esta nueva era de la información no ha generado nuevos aprendices profesionales, si ha conseguido formar nuevos clientes para esos oficios estancados.
Así, la asignatura pendiente de esta nueva era no es la de crear nuevos generadores de consumo, que de esos estamos sobrados, si no la de generar nuevos potencializadores de producción, nuevos pensadores, que se encarguen de diseñar el nuevo sistema.

Contenido registrado

Estamos creando entre todos, la mayor base de contenidos de la historia de la humanidad, todo es información.
Nunca hasta ahora, nuestras vidas han quedado tan documentadas, con lo que las generaciones futuras podrán tener acceso a nuestros avances y errores.

Nuevo sistema

Mucho se está hablando en la actualidad, sobre que estamos viviendo una etapa de transición evolutiva, fruto de esa incapacidad de visionar el futuro.
Necesitamos despertar, dejara atrás el olor a óxido de los metales y comenzar a ver oro donde realmente se encuentra.


Leer más en Suite101: El despertar de la era de la información http://www.suite101.net/content/el-despertar-de-la-era-de-la-informacion-a33554#ixzz18joxWcCt

Iluminación navideña de Madrización.

Más cuesta iluminar un corazón, que una ciudad entera, por eso se ha propuesto que este año las ciudades las iluminen los ciudadanos.

Este año 2010 que termina, no has de mirar al cielo para ver la decoración navideña, sólo has de mirar de frente y mirar al pecho de la gente que te vas cruzando por la acera, en el trabajo o el autobús, para ver si llevan encendida su luz.

Iluminación predominante

Es una luz blanca intensa que atraviesa cualquier tejido que cubra el pecho, a parte del resplandor que emite, genera una calma y una paz embriagadoras, incluso se está pensando en dejar esta iluminación todo el año.

Pronunciación política

Desde los organismo oficiales, no se ha emitido pronunciación alguna, hay gente que afirma que aún andan echando cálculos para ver si pueden colocar en un collar, un pequeño artilugio en forma de parquímetro para controlar que la emisión de la luz no interfiera en el sistema de alumbrado convencional.
Quizá lo hagan o quizá no, por que se cuenta que esta luz que une y hermana corazones, no se emite desde un entorno que la razón humana pueda medir o calcular, para premiar o castigar.

Empresa suministradora

Esta luz se genera desde lo más profundo del cosmos, desde nuestro origen más básico e interno, que aún hoy es desconocido y que impide su metría.

Día oficial de alumbrado

La iluminación pública no será generalizada, se irá realizando progresivamente. Precederán al alumbrado días de rabia e ira.
Además esta iluminación no sufrirá subidas ni bajas, ni apagones generalizados.
Ojalá continúe así siempre, rociada de esa esencia misteriosa que la hace más grande e inagotable.
Se comenta incluso que el otro día, vieron iluminar una ciudad entera con este tipo de energía, una corriente de luz sin canalizar salió desde una ventana de un octavo piso, recorriendo la ciudad silenciosa, que sin despertar, se giró temblorosa al reconocer una luz distinta.

Doce campanas que anuncian el nuevo año 2011

A la espera de la salida del sol mayor, alegra tener reservas energéticas interiores. Es agradable recordar aquellos días de cielo azul porcelana y bienestar, cada día más alejados en esta línea cronológica que cada vez tiene más trazado en el pasado.
Por eso hay que cortar de una vez por todas esa cuerda de acero, y descubrir que lo nuevo no es mejor ni peor si no distinto. Da más miedo la ira y la rabia que el miedo a lo desconocido.
En el olvido surge el aprendizaje, tras los apagones brota la luz.


Leer más en Suite101: Iluminación navideña http://www.suite101.net/content/iluminacion-navidena-a33035#ixzz18HF6L5Ii

Madrización: Pensamiento.


No se sabe que hacer para solucionar esto, ¿El último que salga que apague la luz? por qué no vivir con la luz apagada y disfrutar de su encendido, ¿Valoramos lo que tenemos? ¿Se puede vivir mejor que lo hacemos en la actualidad? o es que el materialismo no da para tener más de lo que se tiene actualmente y eso es la crisis, o es que hay una crisis de ideas que no permite crear nada nuevo que se pueda vender, por que si realmente se crea algo tan novedoso se vendería, claro que se vendería, por los ojos lo meterían, confío y tengo fe en que alguien o algo logre cambiar algo, y estoy convencido que llegará el día, pero aún nos queda tiempo de olor a rancio de parqué de bolsa y olor a sexo en los billetes, ¿ Se pude vivir sin dinero?, claro es papel y estamos en la era digital, si analizamos profundamente nuestro malestar, podemos decir que nos angustia una situación producida por un rectángulo de papel que se quema y desaparece, dentro de miles de años nadie hablará de esto.

Madrización: Creaciones Literarias.

Madrización inicia una nueva etapa en su proyecto, centrandose de nuevo en la creación literiaria, aunque sin olvidar  la  creación gráfica y audiovisual, como medio de transmisión de información (simpre para quien lo quiere, leer, oir o sentir),

A continuación os presentamos dos nuevas obras, dos microrrelatos dedicados a dos Migueles, D. Miguel de Cervantes y Miguel Hernández, sirva de homenaje a sus figuras.

PASEO CON MIGUEL HERNANDEZ.

Oigo el trino de los pájaros pero no los veo, oigo el zumbido del silencio, siento el sol en mi cabeza y el fresco viento, que me dice que viene de lo alto de la sierra, de acariciar su loma nevada.

Veo un enebral seco, de piso inseguro, rodado de piedras calizas que dificultan el paseo, veo un paisaje con enebros y encinas, que emergen de la tierra con fuerza, duro es su nacimiento y dura es su vida, pero se aprecia sólo con la mirada su señorío, silencio, y valor, que los hace perdurar años, siglos, aunque sus ramas sequen, su tronco tarda en podrir, recordando a todo el paseante, que allí estuvo un ser, que tuvo una dura vida, y que la muerte no ha podido llevarse completamente su esencia, parte de él continua aquí erguido.


Madrización, relato nonato, Orejana (Enebral) 13 de marzo de 2010.


VALE

El reloj de la torre cercana tañía las doce, apenas entraba luz de los últimos candiles de la calle por la ventana de la alcoba, D. Miguel sereno, bajó la pluma de su oreja, y escribió el siguiente renglón, “siga asi por lo siglos de los siglos, que la fuerza de la razón, se halle siempre en escudero, que este marque las pautas, pero que no domine la acción, si no la fe”,
Apagado el último candil de la calle, cuando la vela que iluminaba su texto, comenzaba a tener más fuerza, decidió el escritor pasar su pluma con tinta, por encima de toda la frase y continuar dando fin en templanza al verdadero Quijote que hoy todos conocemos, VALE. 

Madrización, relato gestado, Madrid 25 de Noviembre de 2010.

Madrización abierto.

Este es un mensaje para todas esas personas que siguen creyendo en esa gran fuerza que nos une a todos, y que en los momentos más difíciles, nos hace tocarnos con la mirada, nos dá paz, y calor.

Todos y cada uno de nosotros lo hemos conocido en algún momento de nuestra vida por eso hemos de estar felices, contentos, está en nosotros para siempre, hasta que acabemos acogidos en él.

Hoy las cuatro torres, de nuevo están ocultas en el horizonte, pero ya no me pregunto si tengo miedo,  he aprendido que la niebla, no es más que la humedad que producen las lágrimas de felicidad por saber que detrás de esa espesa nube blanca estás tú.

Dedicado a todos los amantes de la vida.