Iluminación navideña de Madrización.

Más cuesta iluminar un corazón, que una ciudad entera, por eso se ha propuesto que este año las ciudades las iluminen los ciudadanos.

Este año 2010 que termina, no has de mirar al cielo para ver la decoración navideña, sólo has de mirar de frente y mirar al pecho de la gente que te vas cruzando por la acera, en el trabajo o el autobús, para ver si llevan encendida su luz.

Iluminación predominante

Es una luz blanca intensa que atraviesa cualquier tejido que cubra el pecho, a parte del resplandor que emite, genera una calma y una paz embriagadoras, incluso se está pensando en dejar esta iluminación todo el año.

Pronunciación política

Desde los organismo oficiales, no se ha emitido pronunciación alguna, hay gente que afirma que aún andan echando cálculos para ver si pueden colocar en un collar, un pequeño artilugio en forma de parquímetro para controlar que la emisión de la luz no interfiera en el sistema de alumbrado convencional.
Quizá lo hagan o quizá no, por que se cuenta que esta luz que une y hermana corazones, no se emite desde un entorno que la razón humana pueda medir o calcular, para premiar o castigar.

Empresa suministradora

Esta luz se genera desde lo más profundo del cosmos, desde nuestro origen más básico e interno, que aún hoy es desconocido y que impide su metría.

Día oficial de alumbrado

La iluminación pública no será generalizada, se irá realizando progresivamente. Precederán al alumbrado días de rabia e ira.
Además esta iluminación no sufrirá subidas ni bajas, ni apagones generalizados.
Ojalá continúe así siempre, rociada de esa esencia misteriosa que la hace más grande e inagotable.
Se comenta incluso que el otro día, vieron iluminar una ciudad entera con este tipo de energía, una corriente de luz sin canalizar salió desde una ventana de un octavo piso, recorriendo la ciudad silenciosa, que sin despertar, se giró temblorosa al reconocer una luz distinta.

Doce campanas que anuncian el nuevo año 2011

A la espera de la salida del sol mayor, alegra tener reservas energéticas interiores. Es agradable recordar aquellos días de cielo azul porcelana y bienestar, cada día más alejados en esta línea cronológica que cada vez tiene más trazado en el pasado.
Por eso hay que cortar de una vez por todas esa cuerda de acero, y descubrir que lo nuevo no es mejor ni peor si no distinto. Da más miedo la ira y la rabia que el miedo a lo desconocido.
En el olvido surge el aprendizaje, tras los apagones brota la luz.


Leer más en Suite101: Iluminación navideña http://www.suite101.net/content/iluminacion-navidena-a33035#ixzz18HF6L5Ii

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s